27 de junio de 2017    
San Cirilo de Alejandría    


Toda Inspectoría, mediante un grupo de seglares y salesianos, comprometidos y expertos en formación, en pastoral juvenil, en Familia Salesiana y en comunicación social, tiene el "Proyecto Seglares" que pidió el XXIII Capítulo General; comprende un programa de formación de SDB y seglares con:

— el contenido, las experiencias y el tiempo dedicado a la formación; — la definición de los papeles, de las relaciones y de las modalidades de colaboración entre SDB y seglares;

— la coordinación de los distintos sectores y estructuras de animación;

— el papel y las intervenciones del inspector y de los miembros del Consejo Inspectorial en las actividades de formación;

— la disponibilidad de centros, grupos y estructuras de animación inspectorial.

Los salesianos consideren como tarea específica propia, además de prioritaria y privilegiada, la respuesta positiva a la demanda y al derecho de formación y animación que tienen los seglares de la Familia Salesiana, a fin de que puedan ser, a su vez, animadores y formadores en su familia, en el propio ambiente de vida y de trabajo, en la comunidad eclesial y en la sociedad.